Distinguished Gentlemans Ride 2016

El domingo 25 de septiembre de este año, decenas de miles de distinguidos caballeros en todo el mundo nos pondremos nuestro mejor bespoke, almidonaremos nuestras camisas, utilizaremos corbata o pañuelo, monóculo, pipa o reloj de bolsillo, llevaremos el más pulcro follaje facial o retorceremos nuestro bigote (el que lo tenga) pero sobre todo no olvidar nuestro sentido del humor y una sonrisa.

Este fenómeno, es todo un desfile de trajes, corbatas, pajaritas, tirantes y bigotes que cabalgan sobre scramblers, custom, café racers y bobbers de todas las marcas en un ambiente festivo y relajado. Todo por recaudar fondos para la concienciación sobre la salud, en especial para la investigación del cáncer de próstata.

En memoria de los fallecidos de Los Cristianos

El pasado miércoles 27 de abril, en la parroquia de Nuestra Señora del Carmen de Los Cristianos, tuvo lugar la solemne celebración en memoria de los fallecidos por el derrumbe del edificio Julián José, el número 12 de la calle Amalia Alayón.

IMG_9983

Momentos antes de comenzar la ceremonia.

He leído mucho sobre otras celebraciones que han tenido que ver con desgraciados accidentes, atentados o suicidios que provocaron la muerte a innumerables inocentes. Pero si algo he aprendido de ellas, es la terminología equivocada que se ha utilizado en las mismas. Hablar de ceremonia ecuménica cuando participa una religión como la musulmana, está mal expresado.

El término ecuménico se viene utilizando desde los primeros tiempos del cristianismo. Proviene del griego “oikoumene” que viene a significar en esta lengua “tierra habitada por los helenos”. Es a partir del siglo IV cuando, de forma oficial, se viene a utilizar en el lenguaje eclesiástico, queriendo designar aquellas doctrinas y usos eclesiales que son aceptados como norma autoritaria y con validez universal en toda la Iglesia Católica.

Así, el ecumenismo es aquello que, busca que lo que está dividido, vuelva a unirse en un solo elemento. La palabra se aplica normalmente a cuestiones religiosas, especialmente, a las que tienen que ver con la cristiandad, término dentro de la cual podemos encontrar varias iglesias, e incluso, tradiciones anteriores (como la judaica) con la que mantienen algún vínculo, porque el cristianismo bebe del judaísmo, puesto que Jesucristo nació judío, dio plenitud al mismo transformándolo en Cristianismo, adoptando, además, algunos de sus libros sagrados.

En cambio, la búsqueda de cooperación entre diferentes religiones (tanto entre las abrahámicas, judaísmo, cristianismo e islam, así como otras) se llamaría diálogo interreligioso que tiene como objetivo la búsqueda de la paz.

IMG_0008

José Estevez, Bernardo Alvarez, Tijani El Bouji, Ismael Marksoub Alami, Öre Losneslokken, Markus Von Martens

 

Ecumenismo significará, pues, el mundo habitado en el que coexisten diversos pueblos, con diversidad de lenguas y culturas. Pero si nos atenemos a la definición dada por el documento conciliar Unitatis redintegratio en su nº1 sería: “Con todo, el Señor de los tiempos, que sabia y pacientemente prosigue su voluntad de gracia para con nosotros los pecadores, en nuestros días ha empezado a infundir con mayor abundancia en los cristianos separados entre sí la compunción de espíritu y el anhelo de unión. Esta gracia ha llegado a muchas almas dispersas por todo el mundo, e incluso entre nuestros hermanos separados ha surgido, por el impuso del Espíritu Santo, un movimiento dirigido a restaurar la unidad de todos los cristianos. En este movimiento de unidad, llamado ecuménico, participan los que invocan al Dios Trino y confiesan a Jesucristo como Señor y salvador, y esto lo hacen no solamente por separado, sino también reunidos en asambleas en las que conocieron el Evangelio y a las que cada grupo llama Iglesia suya y de Dios.”

Cuando ocurrió la desgraciada tragedia en el pueblo de Los Cristianos el 14 de abril, dentro del caos que una cosa así produce, los trabajadores municipales y los servicios de emergencia tuvieron una encomiable respuesta, cada uno responsabilizándose de lo que le correspondía. Tras conocer la procedencia de las familias, pude empezar a trabajar en una ceremonia que sé que no sería de mi agrado, porque implica una despedida, pero que, desde la humildad y el respeto, sería mi especial homenaje a los fallecidos (a los que no tenía el honor de conocer) así como a sus familiares.

La coincidencia en la visita todos los días a los familiares de los aún desaparecidos (no serían víctimas hasta que no fueran identificados) del párroco de Los Cristianos Don José Estévez, y del señor Tijani El Bouji, Asesor Religioso de la Comunidad Musulmana de Canarias, abrió entre nosotros una especial vía de comunicación en cuanto al homenaje que las religiones debían ofrecer a estas víctimas. El párroco, en todo momento, comunicó a su superior las decisiones, siempre bajo el paraguas de los embajadores con los que tenía continuo contacto, así como con los cuerpos consulares acreditados en las Islas.

Habría que recordar que las nacionalidades de las personas fallecidas eran: finlandés, marroquí, italiana y española. Y por ello, de antemano y sin previo conocimiento trabajamos intuyendo que sus religiones serían Islámica y Cristiana, habiendo dos confesiones en esta última, la protestante y la católica.

Nuestras reuniones eran respetuosas, a la vez que cordiales; la religión no era un obstáculo para poder homenajear a los fallecidos. La religión, en este caso, creó lazos que no solo acercaron diferentes nacionalidades, sino también diferentes formas de creer.

Una ceremonia así habría que hacerla en un lugar de culto, un lugar de respeto para todos, pero no es el lugar lo que engrandece la ceremonia, sino son las personas las que lo hacen.

El respeto por los familiares de los fallecidos nos permitió disponer de un poco más de tiempo, debido a que, por la falta de identificación de los cuerpos, no se tomaron decisiones precipitadas sino consensuadas con las autoridades locales, insulares, regionales, así como religiosas.

Hasta que no saliera la última víctima de Tenerife, no se anunciaría la fecha de celebración de la solemne ceremonia, que a su vez procuramos que no se alejara mucho (en tiempo) del trágico día.

A través del párroco de Los Cristianos don José Estévez, nos comunicamos con los pastores sueco y noruego que, junto con el finlandés, que se encontraba fuera de nuestro país en esos días y que no pudo estar a tiempo para la ceremonia, los dos primeros serían quienes darían la despedida, junto con su comunidad en el sur de la isla, al ciudadano fines.

Markus Von Martens (pastor sueco)

Öge Losneslokken (pastor noruego)

Tijani El Bouji (asesor religioso de la Comunidad Musulmana en Canarias)

Ismail Marsoub Alami (imán de Alcalá)

Con respecto a la celebración, la principal preocupación del equipo de protocolo que participó y al que le estoy muy agradecido porque, sin su inestimable ayuda, este evento no se podría haber hecho, fueron los familiares de las víctimas, los participantes del dispositivo que se montó para sacar adelante la acuciante crisis que se formó cuando cayó el edificio y la ingente cantidad de generosas donaciones por parte de empresas y particulares que, de manera anónima, sostuvieron el dispositivo durante los días necesarios para solventar la crisis.

Tras pensar en primer lugar en buscar un sitio donde se pudiera celebrar un oficio común para todos, en el que unos no se sintieran mas protagonistas que otros, barajamos lugares grandes donde poder congregar a mas de 1.000 personas y con los que un buen plan de seguridad nos permitiera ubicar lo que queríamos representar, que no era otra cosa que el agradecimiento al pueblo. Pensamos en lugares como el pabellón de Los Cristianos, el Centro de Arte y Congresos Magma… Pero una conversación con el jefe de protocolo de la Casa de Su Majestad el Rey, el señor don Alfredo Martínez Serrano, que les aseguro que ha sido de las conversaciones mas didácticas que he tenido en mi profesión, me sirvió para entender que el lugar no importa si el corazón es el que marca el camino. De igual manera consulté a miembros de protocolo de presidencia del Gobierno de España y de la Asociación Española de Protocolo porque de todos se aprende algo siempre.

Las imágenes sobre el funeral de estado de las víctimas de Germanwings, ceremonia que se celebró en la Catedral de Colonia, tragedia que asustó especialmente ante la imposibilidad de comprender “un acto sin sentido”, pero que, al tiempo, ha dejado una lección de solidaridad. Como indicaba, esas imágenes y una grata conversación con el imán me mostraron un camino más lógico y respetuoso, ya que el mayor número de familias eran de condición cristiana, lo cual él tuvo en cuenta, y que también aprobaron los pastores luteranos.

La ceremonia se desarrollaría por decisión unánime en la parroquia de Nuestra Señora del Carmen de Los Cristianos.

Quedaba pendiente una reunión con el obispo, que tuvo lugar dos días antes de la ceremonia, para lo que llevábamos ya desarrollada la misma a expensas de su aprobación. La reunión fue muy cordial, se encontraban también representantes de protocolo del Cabildo de Tenerife y del Gobierno de Canarias, los cuales sumaron ideas a lo ya establecido. Nuestra mayor preocupación era no tener ningún gesto de desacuerdo con la comunidad musulmana representada en esta reunión por el Señor Tijani. Por supuesto, siempre respetando el lugar de culto cristiano en el que se iba a desarrollar la ceremonia.

En dos días, más de 600 correos electrónicos y unas 400 llamadas de urgencia fueron el cauce para comunicar la ceremonia, ya que en este tipo de actos no procede invitar. Reuniones con el equipo de planes de seguridad del Ayuntamiento, con mantenimiento, Policía Local, Protección Civil así como con una cantidad ingente de personas que se prestaron voluntarias para que todo esto saliera lo mejor posible, contando con el poco tiempo de que se disponía.

Si visitáramos el templo cualquier día, nos daríamos cuenta de que escenográficamente, está dividido en lo que en protocolo consideramos “pastillas de público” que, debido a su extraordinaria distribución utilizaríamos para ubicar a todos los que allí se congregarían. Si nos colocamos frente al altar, la pastilla de nuestra derecha sería la que ocuparían las familias de los fallecidos, los que vivían en el edificio y las comunidades musulmana, finlandesa e italiana.

IMG_0071

La pastilla de nuestra izquierda, sería la utilizada para ocupar por las autoridades civiles, que asistieron encabezadas por el presidente del Gobierno de Canarias, presidenta del Parlamento, vicepresidenta del Gobierno y varios consejeros, presidente del Cabildo, alcalde de Arona y subdelegada del Gobierno en la primera fila, y, de ahí hacia detrás, Mesa del Parlamento, Diputados y Senadores, vice consejeros, directores generales, vicepresidentes del Cabildo, consejeros del Cabildo , alcaldes, concejales, cuerpo consular, ex alcaldes de Arona…

La pastilla mas a la derecha de donde se encontraban las familias de los fallecidos y heridos, era la destinada a aglutinar a todos aquellos que participaron del rescate y colaboraron de alguna manera, consideramos que ellos debían tener un sitio distinguido en esta ceremonia. (Perdonen si me olvido de alguno)

  • Unidad Militar de Emergencia
  • Cuerpo Nacional de Policía
  • Cuerpo Nacional de Policía Científica
  • Policía Local de Arona, Adeje, San Miguel de Abona, Granadilla y Santiago del Teide
  • Cuerpo General de la Policía Canaria;
  • Destacamento de la Guardia Civil de Tráfico
  • Grupo de Rescate e Intervención en Montaña de la Guardia Civil
  • Guardia Civil Rural
  • Unidades Caninas de la Guardia Civil
  • AEA Grupo de perros de salvamento
  • Servicio de Urgencias Canario
  • Consorcio de Bomberos de Tenerife, Arrecife (Lanzarote) y Las Palmas de Gran Canaria
  • Bomberos del Ayuntamiento de Las Palmas, San Miguel de Abona, Icod de Los Vinos, La Laguna, La Orotava, Santa Cruz de Tenerife
  • Bomberos Voluntarios de Adeje, Santiago del Teide, Guía de Isora, Tegueste, Güímar, Los Realejos
  • Cruz Roja (efectivos y ambulancias)
  • Grupos de Emergencia y Seguridad (GES)
  • Protección Civil de Arona (ADAE)
  • Ambulancias del Servicio de Urgencias Canario (SUC)
  • Ambulancias Salvaser
  • Ambulancias Siglo XXI
  • Cecopal
  • Cecoes
  • Servicios Sociales del Ayuntamiento de Arona (Unidad de psicología);
  • Colegio de Psicólogos de Santa Cruz de Tenerife;
  • Unidad de Psicólogos de la Cruz Roja;
  • Trabajadores sociales;
  • Traductores
  • Grupos de Voluntarios,
  • Empresarios del Municipio,
  • cadenas hoteleras,
  • empresas concesionarias de los servicios municipales
  • El resto de los colectivos y personas anónimas que directa o indirectamente han colaborado de manera altruista.

La que sería la última pastilla de esta planta debía ser ocupada por feligreses, ciudadanos del pueblo que ocuparon también los dos grandes balcones de los que dispone la iglesia. De esta manera, la iglesia ocupó todo su aforo de forma muy ordenada.

En la zona exterior y previa reunión con los servicios de seguridad del Ayuntamiento, se dispusieron 400 sillas mas para el público que también quiso acercarse a la celebración y se dispuso una gran pantalla desde la que se aprovecharía la emisión de la Televisión Canaria que lo emitiría en directo.

Debido a que no teníamos noticias de Madrid por parte del Gobierno central o Casa Real en cuanto a su asistencia o no al acto, durante las reuniones las medidas que se tomaron fueron extremas ya que es mucho más fácil organizar un acto al máximo nivel de seguridad y, posteriormente, ir bajando el nivel de exigencia y seguridad que al contrario, hacer un acto local y, posteriormente, tener que subir las exigencias del mismo in extremis.

Estructura de la celebración Eucarística

Ritos iniciales (obispo)

Saludo al pueblo

Acto penitencial (señor, ten piedad…)

Oración colecta

Liturgia de la palabra

Las lecturas están contenidas en el Leccionario VIII

1ª lectura: Libro de las Lamentaciones 3, 17-26

Salmo nº 22 (salmista)

2ª lectura: Hechos 10, 34-36.42-43

Aclamación antes del evangelio (salmista)

Evangelio (párroco)

Juan 14, 1-6 Lectura del libro de las lamentaciones, atribuido a jeremías, es un documento del antiguo testamento de la Biblia, y también del Tanaj. La Biblia cristiana lo ubica en las series de libros proféticos, entre jeremías torres y Ezequiel en las biblias protestantes, y entre Jeremías y Baruc, en las ediciones católicas y ortodoxas.

Homilía (obispo)

Oración de los fieles (peticiones, una lectora)

Liturgia eucarística

Presentación de las ofrendas (sobre el altar)

Oración sobre las ofrendas (obispo)

Plegaria eucarística

Diálogo introductorio al prefacio (obispo)

Santo (todos)

Aclamaciones después de la consagración (obispo y pueblo)

Rito de la comunión

Oración del señor (el padrenuestro, todos)

Rito de la paz

Fracción del pan (cordero de dios…)

Comunión

Oración después de la comunión (obispo)

Rito de conclusión

Bendición final (obispo)

Intervención de los representantes de la iglesia luterana sueca y noruega (lectura de textos bíblicos y oraciones)

Intervención de los imanes de la comunidad musulmana (lectura de pasajes del Corán y oración)

IMG_0083

Dice Allah, altísimo sea, en el sagrado Corán: (02/152-157)

“¡Acordaos de mí, que yo me acordaré de vosotros! ¡Dadme las gracias y no me seáis desagradecidos!” (152),

¡Vosotros, los que creéis, buscad ayuda en la paciencia y en la azallah! Allah está con los pacientes. (153),

¡Vosotros, los que creéis, buscad ayuda en la paciencia y en el rezo! Allah está con los pacientes. (154),

Vamos a probaros con algo de miedo, de hambre, de pérdida de vuestra hacienda, de vuestra vida, de vuestros frutos. Pero, anuncia buenas nuevas a los que tienen paciencia.(155),

Que, cuando les acaece una desgracia, dicen: «Somos de Allah y a Él volvemos»! (156),

Ellos reciben las bendiciones y la misericordia de su Señor. Ellos son los que están en la buena dirección. (157).

Y dice también en el capitulo: (89/27-30)

¡Alma sosegada! (27)

¡Vuelve a tu Señor, satisfecha, acepta! (28)

¡Y entra con Mis siervos, (29)

Entra en Mi Jardín! (30)»

Despedida (obispo)

 

En cuanto a la música que se interpretó durante la celebración, contábamos con la colaboración de muchos músicos insulares que querían de esta manera mostrar su solidaridad y respeto con lo ocurrido. La decisión era muy arriesgada porque no sabíamos si podría ser del agrado de las distintas confesiones que participaron o más difícil todavía, si podía ser del agrado de las familias. Al final una recomendación del párroco consensuada seguramente con el Obispo dispuso que el señor don Josef Fleschhut experimentado músico alemán muy ligado a la parroquia de los Cristianos que a la postre sería el organista que participó con el grupo que actuó durante la ceremonia, el cual se ocupo de reunir a un grupo de destacados músicos europeos con los que escogió las piezas musicales apropiadas que creímos podría darle un matiz mas internacional a la celebración y creo que con estas piezas se consiguió.

  1. Obertura:

Compositor: Edvard Grieg

Título: Asses Tod

  1. Tras la homilía:

Compositor: Gabriel Faure

Título: Pie Jesu

  1. Durante la preparación de las ofrendas:

Compositor: Andrew Lloyd Webber

Título: Pie Jesu

  1. Durante la comunión:

Compositor: Johann Sebastian Bach

Título: cantata 147, Jesus bleibet meine freude

  1. final:

Compositor: Tomaso Albinoni

Título: Adagio

Agradezco a todos los compañer@s de protocolo de otras administraciones (Casa Real, Gobierno de España, Gobierno de Canarias, Parlamento de Canarias, Cabildo de Tenerife, Ayuntamiento de La Laguna) que me prestaron su ayuda en la organización y durante la  ejecución de este acto que por la repercusión que ha tenido, todos sabemos de su importancia, este ha sido nuestro especial homenaje a las víctimas. Ojalá nunca hubiera tenido que organizar esta ceremonia.

La muerte, desde el punto de vista del protocolo

funerales

Es una realidad que no hemos sido educados para enfrentarnos a los temas relacionados con la muerte. En nuestra cultura, por lo general, se evita hablar de ello. Es por lo que hay que saber qué decir, cómo actuar y hasta cómo vestirse para asistir a cualquiera de los diferentes momentos de los que se compone la muerte de una persona.

Una de las cosas más difíciles que existen para la mayoría de las personas es encontrar las palabras adecuadas después de que alguien fallezca. Es bastante triste que alguien haya muerto y, al transmitir nuestro pesar, podemos herir la sensibilidad de los familiares presentes, por lo que debemos ser muy cuidadosos con nuestras palabras y con nuestros gestos. Recuerde que un funeral no es un concurso de originalidad dialéctica. Para decir una tontería, mejor quedarse callado; los silencios son bien valorados en estos momentos.

Intente hablar con los familiares y amigos del fallecido, pero no convierta el duelo en un lugar en el que los recuerdos o las vivencias puedan entristecer más a la familia o, al contrario, puedan provocar sonrisas, puesto que no sabremos nunca cómo cada uno de ellos está llevando el mal trago. Debemos tomarnos nuestro tiempo para saber qué palabras pueden ser las más adecuadas en cada momento, puesto que, como bien sabe, querido lector, los sentimientos de los familiares cercanos, en esos momentos, son como una montaña rusa y nunca sabremos en qué momentos de emoción están.

Mantenga su personalidad y temperamento en mente, recuerde que usted no es protagonista de esta situación, así que no deambule por el recinto, sino procure pasar desapercibido y no molestar. Sea servicial con la familia, trate como le gustaría que le trataran. Ofrezca su simpatía, dele un abrazo, su apoyo, ofrezca sus condolencias.

Algunos ejemplos que recomiendo de cómo afrontar esa primera impresión con la familia podrían ser los siguientes:

  1. No tengo palabras para decirte cuánto lo siento. Por favor, sabes que estás en mi pensamiento o en mis oraciones.
    2. Me he puesto muy triste al escuchar tu pérdida. Si tienes ganas de hablar, por favor, no dudes en llamarme.
  2. (Nombre de la persona) ha traído tanta alegría a todos a su alrededor. Será extrañado por todos.
  3. Siento mucho su pérdida. Siempre recordaré a (nombre de la persona) y lo mucho que usted y el resto de su familia le encantaba.
  4. Si hay algo que yo pueda hacer para ayudar, por favor, hágamelo saber.
  5. (Nombre de la persona) era una luz que brilla en la vida de tantas personas. Todos le extrañaremos terriblemente.
  6. (Nombre de la persona) era una persona tan generosa. Todos le echaremos de menos, pero su legado vivirá a través de todo el gran trabajo que hizo.

Y por supuesto, olvídese de frases como: “está en un lugar mejor”…

Estas palabras pueden ser habladas antes y después del funeral, y usted puede usarlas en una tarjeta de condolencia. Lo que no debe hacer es tratar de explicar la razón de la muerte. Incluso, si la persona que murió sufrió durante semanas, meses o años, las personas cercanas a él o ella deben sentir lo bueno que tenía esa persona, no recordarles el calvario pasado.

La etiqueta apropiada para asistir tanto a un sepelio, un funeral o un entierro (entienda que son cosas diferentes) juega un papel importante, ya que muestra nuestro respeto no sólo con el fallecido, sino también con la familia. Por desgracia, la vestimenta para asistir a un funeral es menos rígida que hace unas décadas. Debemos conocer las creencias religiosas de la familia del difunto para evitar cualquier situación incómoda.

En el caso del caballero, se recomienda ropa de color oscuro. Se suele utilizar traje de color oscuro, una camisa de color blanco y unos zapatos negros a juego con el cinturón y corbata negra. Esto sería el que yo llamaría máximo respeto hacia la familia y el fallecido. A partir de ahí, cambiar el color de la corbata si queremos darle menos importancia y hacer lo mismo con el traje y demás complementos, cambiándolos por ropa más casual.

Lo que no se debe llevar nunca es pantalones cortos en cualquiera de sus variedades, chándal, sandalias, gorras, camisas sin mangas, ropa deportiva incluido las zapatillas.

Al igual que pasa con los hombres, la mujer debe vestir ropa de color oscuro (preferiblemente de color negro pero, en caso de no tenerla, no es indispensable). Lo apropiado para ocasiones como esta es llevar un vestido discreto, un conjunto de falda y chaqueta, pantalón de vestir con zapato cerrado, nada de tacón o un tacón muy discreto.

Teniendo en cuanta el grado de cercanía con el fallecido y su familia, se puede utilizar un pantalón oscuro de los colores más recomendados para estos casos, que son el negro, el gris marengo y el azul oscuro (en ese orden). En cuanto al tipo de joya que se puede llevar, las perlas son las mejores compañeras de viaje durante un duelo o entierro.

Respecto a lo que no se puede llevar, nada de minifaldas ni faldas cortas, colores como el blanco o el rojo, no a la ropa ceñida o a la deportiva, nada de escotes pronunciados, zapatillas de deporte o sandalias.

Diferencias entre cada uno de los momentos que se vive tras la muerte de una persona.

Velatorio: también conocido como velorio, se desarrolla con el difunto “de cuerpo presente”, en la misma habitación o en una anexa cuando se realiza en su domicilio; si bien, en el Occidente masificado, el progreso y las leyes han provocado que el velatorio se realice en un tanatorio o en una funeraria ya que disponen de salas preparadas para estos casos, o en el sanatorio, hospital o institución de acogida correspondiente. En función de la confesión religiosa del difunto y su familia se realizan los correspondientes rezos y ceremonias.

Sepelio: es el entierro de un cadáver según los ritos religiosos.

Funeral: es una ceremonia que se lleva a cabo para despedir a una persona muerta.

Sepultura: también conocida como entierro, es el lugar donde se entierra a una persona tras su muerte. Generalmente se agrupan en un cementerio, y la ubicación de cada cuerpo o de un grupo de cuerpos está señalada por una lápida.

La cremación o incineración: es la práctica de  quemar un cuerpo humano muerto, lo que frecuentemente tiene lugar en un lugar llamado crematorio.

TEIDE-ILOVE-1

Feliz Navidad y prospero 2016

Este ha sido un año especial, todos lo son por alguna circunstancia, pero lo que diferencia a unos de otros es lo que encuentras en tu camino mientras lo vives. Este año mi felicitación navideña, va dedicada a ti:

A ti que me has robado alguna sonrisa,

A ti que conseguiste que llorara,

A ti que has conseguido que me ilusionara,

A ti que conseguiste enamorarme,

A ti que me decepcionaste o que me humillaste,

A ti con quien compartí alguna victoria y mas de una derrota,

A ti que caminaste a mi lado o corriste junto a mi.

A ti que me enseñaste que otra vida es posible, aunque la decisión dependa de mí.

A ti que me sanaste,

A ti que me sacaste de la rutina,

A ti que me enseñaste la diferencia entre el camino fácil y el camino correcto.

A ti que me ayudaste,

A ti que te fuiste sin despedirte o a ti que acabas de llegar a mi vida.

Para ti y para tantas otras personas que han compartido este año conmigo y que en algún momento del mismo me han hecho sentir algo, va esta dedicatoria.

Felices Fiestas y prospero 2016

colocación de los cubiertos en la mesa

Etiqueta en la mesa

Se acercan las fechas más entrañables del año, para las cuales tenemos que estar preparados; encuentros que, en muchos casos, son comidas o cenas con familia, amigos o, incluso, con los compañeros de trabajo. En las que compartiremos mesa y mantel con los que habitualmente trabajamos o con otros a los que, por cualquier circunstancia, no solemos ver, aunque pertenecen a nuestra empresa, a nuestro grupo de amigos, incluso, a nuestra familia y que la vida ha alejado momentáneamente de nosotros.

Los encuentros conocidos como comidas o cenas de empresa, la cena de Nochebuena o la comida de Navidad con la familia, la cena de fin de año… Son escenarios en los que cualquiera puede sentarse en una mesa que dispone de un montaje completo, para lo cual debemos demostrar nuestro conocimiento de las reglas de etiqueta.

Siempre digo lo mismo y no me canso de repetirlo, improvisar en estos casos no es una buena idea. Aunque no nos demos cuenta, en algunas de ellas se celebra algo más que un encuentro, nuestros jefes sacarán conclusiones sobre nuestro comportamiento en la mesa y esto puede ayudarnos incluso con el tan ansiado ascenso. No con ello quiero decir que te vaya a ascender por tu educación, pero posiblemente, en caso de estar preparado, esta te distinguirá sobre el resto de compañeros.

La mejor forma de prepararse, si no ha tenido la suerte de que sus padres influyeran en su educación, es hacer un curso, ponerse en manos de un profesional que le pueda enseñar las pautas de comportamiento en la mesa, asimismo, complementar esta educación con un buen libro en el que buscar la teoría y, sobre todo, ponerla en práctica en casa, porque le resultará difícil recordar espontáneamente una serie de reglas que usted no suele usar.

Las reglas no las marcamos nosotros, por desgracia, nos las marca el menú; él será quien decida qué utensilio es el más adecuado para cada plato. Contaremos con ayuda por parte de los camareros, puesto que estos dispondrán los cubiertos según cada plato, los cuales tendremos que coger de fuera hacia dentro. No está de más recordar que se usan en el orden en que están colocados, con la mano correspondiente al lado del plato donde los ubicamos y de los extremos hacia el centro.

 

No debemos olvidar que, cuando tocamos un cubierto y lo separamos del mantel, este no puede volver nunca más a entrar en contacto con el mismo; al contrario, debemos apoyarlo en el plato y ya no debe “bajarse” del mismo.

Tome los cubiertos por el centro. El tenedor y la cuchara deben ser los únicos  utensilios con los que lleve comida a la boca, no juegue, señale o gesticule con ellos en la mano, no solo es peligroso, sino de muy mala educación.

Al finalizar cada plato, no debemos complicarnos la existencia intentando colocar los cubiertos de una manera o de otra según nos ha parecido el plato, eso no lo valorará nadie, pero sí alguna señal puede indicar que hemos terminado para que pasen a retirarnos el plato.

como colocar los cubiertos durante la comida

La servilleta es una gran aliada, nos sacará de más de un apuro, debemos hacer un uso adecuado de la misma desde el momento en que nos sentemos en la mesa. Reposándola sobre nuestro regazo y sabiendo que, cuando nos levantamos por cualquier circunstancia tras haber pedido disculpas, se debe dejar en el lado derecho del plato, volviendo a su lugar en el momento en que nos volvamos a sentar. Al finalizar, cuando abandonemos la mesa, se dejará de igual manera en el lado derecho para que los camareros la puedan retirar.

Cada alimento, en su forma y acompañamiento, tiene diferentes normas para su consumo, aunque, en algunos casos, se hacen excepciones.

La silla debe tener la altura correcta para que nos sintamos cómodos comiendo y una distancia aproximada entre la mesa y nuestra barriga de unos 10 cm. En ella, nos tenemos que sentir cómodos, pero, en ningún momento, perder la compostura.

Mientras sostenemos los cubiertos para comer, los antebrazos se pueden apoyar al borde de la mesa, pero nunca los codos y, mucho menos, sostenernos la cabeza. Si estamos cansados, debimos haber declinado la invitación anteriormente, es mejor no ir que fastidiar, por nuestra falta de educación, la cena a los demás. El uso de los codos ha sufrido variaciones con el paso del tiempo, ahora se permite apoyarlos entre plato y plato mientras se está hablando, pero, en el momento de servirnos la comida, debemos pasar a apoyar el antebrazo.

La tradición en España, a diferencia de lo que sucede en otros países, es que las dos manos se vean durante la comida, nada de esconderlas o apoyarlas sobre nuestro regazo.

La postura corporal está compuesta por los brazos pegados al cuerpo, nada de abrir codos, con lo que podamos molestar a los comensales que tenemos a nuestro lado. Cuerpo erguido, pegado al respaldo de la silla de manera cómoda, nada de posturas forzadas. Las piernas no deben cruzarse ni estirarse para no molestar al comensal que podamos tener enfrente.

Cuando comemos, debemos recordar que la comida va a la boca, no que la boca va a la comida. Debemos mantener una postura recta con una ligera inclinación para, en caso de que caiga algo de comida, ocurra sobre el plato y no sobre nosotros.

Si lo que quiere es mantener una conversación, hablar con la boca llena de comida es un error, es una falta de respeto a quien habla con ustec, puesto que puede no entender lo que le dice. Mejor esperar a tener la boca vacía y entonces hablar.

No debe empezar a comer hasta que todo el mundo esté servido, después de la indicación de los anfitriones, en caso de estar sentados en la mesa con ellos. Si no fuera así y se encontrara en una mesa en la que no se encuentra ninguno de ellos, podría comenzar una vez hayan servido todos los platos, siempre que sean mesas de no más de 12 personas. En caso de ser mesas de más comensales, para que no se enfríe la comida,  está permitido que comience una vez que hayan servido a todos los comensales que se encuentran a tú alrededor.

No es educado pedir el siguiente plato o repetir mientras el resto de la mesa no haya terminado el que están comiendo en ese momento, para comer todos al unísono, no debemos comer ni muy rápido ni muy lento.

El sopeteo (mojar el pan en la salsa de cualquier carne o pescado) no está permitido en este tipo de encuentros, es algo que nunca debe hacer y menos cuando hay gente que no conoce o con la que no tiene mucha confianza junto a usted.

No tome líquidos cuando aún tenga comida en la boca. Primero se deben limpiar con la servilleta los labios, para no dejar marca en el vaso, y posteriormente beber (con moderación), nunca empinar el vaso para beber hasta la última gota, en unos segundos volverá a tener el líquido que desea en su vaso o copa, por lo que no debe demostrar ansia a la hora de beber.

La comida, tras ser servida en el plato delante de nosotros, se toma desde la más cercana hasta la más alejada del plato, puesto que, de esa manera, respetaremos la posición de los ingredientes que ha dispuesto el chef y las razones que le han llevado a hacerlo de esa manera.

Cuando una señora se acerque a nuestra mesa o se levante de la misma, como caballeros debemos levantarnos. Por esta razón, es importante no levantarse, si no es estrictamente necesario, cuando estamos invitados en una comida o cena, puesto que podemos molestar al resto de invitados.

Seguramente, habrá muchas más indicaciones, pero creo que estas son una buena base para ampliar nuestra educación. En próximos post podré indicarle más detalladamente algunas características sobre la mesa y sus peculiaridades.

Con motivo de la globalización, nos encontramos gran variedad de presentaciones en las mesas a la hora de comer. Por vivir en Europa, ya no solo nos dispondrán los cubiertos al estilo europeo, por lo que tenemos que acostumbrarnos a la “internacionalización” de nuestras mesas o, lo que es lo mismo, adaptarnos al servicio que el anfitrión quiera.

tipos de servicio en la mesa

Un último punto y no por ello menos importante: en una comida se viene a disfrutar de la compañía, evite utilizar el teléfono móvil y, en caso de tener que hacerlo por fuerza mayor, pida las correspondientes disculpas, retírese de la mesa y vuelva cuando pueda prestar toda la atención que merecen quienes comparten la mesa con usted.